Compártelo en redes

Tierralta, Córdoba. Las cifras preliminares de las asociaciones de cacaocultores de Tierralta dan cuenta de la afectación de 100 hectáreas sembradas con el cultivo en 9 poblaciones de este municipio que ayer se vieron afectadas con el desbordamiento de varias quebradas en este territorio del sur del Departamento.

Conforme a la información que reportaron los productores a Integrasinú las afectaciones se presentaron en las poblaciones de Palmira, Murmullo, Manantiales, Tuis Tuis, Caña Fina, Corinto, Santa Fe Ralito, Campamento y Carrizola en Caramelo.

Las hectáreas afectadas pertenecen a 64 pequeños productores y se distribuyen así:

  • En Palmira: 20 hectáreas
  • Murmullo: 17 hectáreas
  • Manantiales, Tuis Tuis y Caña Fina: 22 hectáreas
  • Corinto, Santa Fe Ralito, Campamento y Carrizola; 19 hectáreas

Aparte de estas zonas en las que los cultivos de cacao se inundaron hay otras donde también el agua afectó las plantaciones, por lo que se estima que el área afectada llegaría a las 100 hectáreas en Tierralta.

Anoche aún no se conocían los datos oficiales de la Umata de la totalidad de los cultivos afectados en el Municipio por el desbordamiento de las quebradas Jui, Lorenzo, El Tai y Moncholos.

Aunque se escurra el agua, los cultivos sufren estrés por exceso de humedad.

Afectación para la planta de cacao

Aunque cuando pasan este tipo de desbordamiento los cultivos no queden inundados de manera permanente, sí sufren las plantas.

Sobre qué pasa con las plantaciones, Divier Pérez Osorio, presidente y representante legal de Integrasinú, le contó a En Nuestro Campo que en algunas plantaciones sí queda agua estancada y en otras, lodo, desechos de árboles y basuras.

Al quedar agua y lodo las plantas sufren estrés por exceso de agua y humedad lo que se convierte en ambiente propicio para la proliferación de enfermedades como la fhytoptora. Es decir, genera problemas fitosanitarios y, obliga al cultivador a incurrir en gastos extras.

Adicional a ello esto repercute en los procesos de cuajamiento de frutos y baja la productividad del cultivo. Las plantaciones afectadas estaban en diferentes etapas, unas en producción, otras en floración y otras en cuajamiento del fruto.

“Las pérdidas materiales pueden pasar de los 50 millones de pesos, es un duro golpe para estos pequeños productores que vienen de una baja productividad en sus cultivos por los factores climáticos atípicos que se han presentado en la zona y por el alto costo de los insumos agrícolas”, agregó Pérez Osorio.


Compártelo en redes

Cuál es tu reacción?

Emocionado
0
Feliz
0
Enamorado
0
No estoy seguro
0
Tonto
0

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en:Agricultura