Compártelo en redes

ExSecretario de Cultura de Buenavista. Gestor cultural.

Por Óscar Emilio Melendres Garcés.

Indudablemente Buenavista es un pueblo diverso y multicultural. Esta realidad la encontramos evidenciada con más fuerza cada vez que emprendemos los múltiples recorridos a los que nos invitan las comunidades de nuestra zona rural.

Las tradiciones, las costumbres y las prácticas de vida están enmarcadas por la singularidad. Es como si los habitantes de cada vereda o corregimiento impregnaran un sello distintivo y propio a la identidad que los caracteriza.

La comunidad que nos convoca en este día es la vereda Las Aguaditas, la cual se encuentra ubicada a diez kilómetros aproximadamente de la zona urbana en la vía que conduce al corregimiento de Tierra Santa.

Geografía que se caracteriza por ser la patria chica de familias con apellidos tradicionales del territorio como los Guzmán, los Ortega y los Pacheco, entre otros.
Las Aguaditas es una vereda habitada por familias que practican las sanas costumbres y ponen en práctica permanente el dogma de la buena amistad entre todos sus habitantes.

Con el paso de los años se ha consolidado a partir del posicionamiento de dos actividades que convocan a visitantes de otras comunidades rurales, de la zona urbana e incluso de otros municipios del departamento. El torneo regional de fútbol y el concurso de vaquería criolla colombiana.

El próximo fin de semana, durante el sábado 13 y el domingo 14 la vereda Las Aguaditas se convertirá en el escenario para la realización de la cuarta versión del Concurso de Vaquería Criolla Colombiana.

A este certamen confluyen aficionados a las prácticas ganaderas y equinas que provienen de diferentes puntos de la geografía del departamento de Córdoba y otros departamentos.

En este evento los participantes disputan diversos concursos en torno a la vaquería, pero más allá de la competencia, el espacio se convierte en el pretexto para afianzar amistades, nutrir lazos de hermandad e intercambiar experiencias sobre el avance que ha tenido la práctica de esta disciplina en la región del San Jorge.

Con la cuarta versión del Concurso de Vaquería Criolla Colombiana, que se lleva a cabo el próximo fin de semana, la comunidad de Las Aguaditas le aporta otro aspecto de sustancial importancia a la búsqueda de identidad del municipio de Buenavista. En esta ocasión destacamos la realización de este tipo de iniciativas desde la zona rural de nuestro territorio.

Es importante destacar que no es extraña la realización de estas competencias en el corazón del San Jorge, pues, es bien conocido que en este municipio existe una gran camada de aficionados a los caballos.

Esta afición va en aumento y lo más importante es que Buenavista se ha convertido en la cuna de excelentes exponentes de la actividad equina. Así lo demostrará una vez más en la vereda Las Aguaditas y su concurso de vaquería criolla colombiana. Evento al que desde ya todos estamos invitados.


Compártelo en redes

What is your reaction?

Excited
7
Happy
11
In Love
3
Not Sure
0
Silly
0

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

2 COMENTARIOS

  1. Muchas gracias don Oscar Melendrez por su Columna Semanal. En cada una de ellas, usted nos pone al corriente de los eventos, talentos y fortalezas de cada uno de nuestros conciudadanos de los Corregimientos y Veredas. Es muy gratificante leer su Columna pues nos aporta conocimiento de nuestro municipio, que a veces por ocupaciones o falta de interés no tenemos. Mis felicitaciones y mi voz de ánimo para que con esa vocación periodística, continúe manteniéndonos al tanto de estas cosas,

  2. Buenos días Oscar y comunidad que visita este sitio de nosotros interés general.
    Estos eventos son los que a más de uno de los que estamos por fuera de la tierra en que nacimos, nos mueve el corazón, nos pone la piel erizada y se nos hace un nudo en la garganta al no poder estar allá con nuestros familiares amigos y coterráneos…
    Es por esta razón que hago un llamado a los que están allá, se disfruten esos momentos y eventos al máximo, pues no se imaginan lo que duele (al menos a mí me sucede) no poder darme esos gustos de disfrutar estas pequeñas cosas que vivimos a diario y que a veces no les damos la importancia necesaria.
    ¡Saludos a todos y que no se pierdan nuestras costumbres!

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en:Opinión