Compártelo en redes

Bogotá. Los algodoneros del país quieren que este cultivo vuelva a ser importante dentro de la cadena agrícola del país. Para este año se espera que la producción supere las 14.400 toneladas de fibra. Esto significa que será un 80% por encima de lo acontecido el año pasado.

Ese aumento es posible con la cosecha Costa – Llanos, que terminó con una producción cercana a las 7 mil toneladas que se recogieron de 8.100 hectáreas sembradas y la del interior que aumentó en un 100 por ciento la siembra realizada en este primer semestre llegando a 6 mil hectáreas de las que se espera recoger en algodón fibra 7.400 toneladas.

Mejores rendimientos

Los datos reportados por la Confederación Colombiana del Algodón (Conalgodón) también destacan el aumento en los rendimientos por hectárea, lográndose una tonelada por hectárea sembrada, cifra superior a los 961 kilos en la Costa – Llanos y los 844 kilos en el interior en 2021.

La productividad del algodón colombiano es comparable a la de Estados Unidos, muy superior a la de Argentina, pero continúa siendo inferior a la de importantes productores y exportadores como Brasil y Australia.

Los algodoneros colombianos también han logrado avances en reducción de los costos de producción ya que hace 10 años gastaban 140 centavos de dólar la libra y hoy están en 80 centavos de dólar por libra.

El consumo nacional también muestra signos de recuperación. En este año, la industria textil consumirá 40 mil toneladas, casi el doble del consumo registrado entre 2020 y 2021.

Se espera que las empresas textileras procesen nuevamente las cien mil toneladas como ocurría hace quince años. El tamaño del mercado interno es lo suficientemente atractivo para reactivar la producción del algodón nacional consideran desde Conalgodón.

Aumentar área con el ingreso de la Altillanura

Para los próximos tres años, los algodoneros se proponen aumentar la superficie sembrada de 14.100 hectáreas a 23.600 en 2023, 28.350 en 2024 y 36.100 en 2025. Se espera una recuperación modesta en las zonas tradicionales algodoneras y la apertura de la región de la Altillanura, de los departamentos del Meta y Vichada, que iniciarán con la siembra de 1.000 hectáreas en el segundo semestre de este año, con el propósito de terminar con la siembra de 8.000 hectáreas en 2024.

Para la recuperación del algodón, Conalgodón propone trabajar en las siguientes líneas estratégicas:

  • Impulsar las inversiones en la Altillanura
  • Promover la producción y el uso de semillas de alta tecnología
  • Garantizar el suministro de maquinaria y equipamiento
  • Apoyar  los instrumentos de financiación de la producción con garantía de los contratos de comercialización
  • Fortalecer los instrumentos de estabilización de los precios y del seguro agropecuario
  • Mejorar la asistencia técnica y el desarrollo científico
  • Ajustar la normatividad sanitaria
  • Mejorar la calidad de la fibra para competir en los mercados

Compártelo en redes

Cuál es tu reacción?

Emocionado
0
Feliz
0
Enamorado
0
No estoy seguro
0
Tonto
0

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en:Agricultura