Compártelo en redes

Bogotá. La Federación Nacional de Industriales de la Madera (Fedemaderas) reafirmó, durante la celebración del Segundo Congreso Nacional de Industriales de la Madera, reafirmó su compromiso de colaborar con el Gobierno nacional para abordar los desafíos ambientales actuales desde una perspectiva productiva, incluyendo la mitigación del cambio climático, la detención de la deforestación y la promoción de la bioeconomía como motor de desarrollo sostenible.

Fedemaderas concluyó con éxito el segundo Congreso Nacional de Industriales de la Madera, un evento que reunió a destacados empresarios, emprendedores, representantes gubernamentales, legisladores, académicos, cooperantes internacionales y miembros de las comunidades campesinas e indígenas del país.

Bajo el lema “Comprensión, Integralidad y Certidumbre en el Desarrollo de los Clústeres Regionales de Bioeconomía”, el congreso se centró en temas críticos para el país, destacando el impulso de las iniciativas clúster como instrumentos esenciales para la articulación intersectorial y el desarrolla de las apuestas estratégicas de reindustrialización.

Se resaltó la importancia de la integración y transversalidad de políticas públicas en el marco de una estructuración de política de Estado, el aprovechamiento e inclusión de las potencialidades y características regionales, y la colaboración intersectorial para impulsar el crecimiento económico nacional a través de la economía forestal y la agroindustria de la madera.

Seis ejes temáticos

El Congreso abordó seis ejes temáticos desde una perspectiva multidisciplinaria, destacando los aportes hacia los Clústeres Regionales de Bioeconomía desde diversas áreas, como el manejo sostenible del bosque natural, las plantaciones forestales comerciales, los servicios forestales e industriales, la transformación primaria y de tableros, y la carpintería arquitectónica en conjunción con la construcción.

Durante las discusiones, se hizo hincapié en la necesidad urgente de una coordinación más estrecha entre los sectores público y privado en Colombia, especialmente en lo que respecta a la gestión sostenible de los recursos forestales, su comercialización, y la comprensión de un modelo desde la escala de las plantaciones forestales comerciales que no estigmatice el incentivo a la industria privada extranjera so pena de también un impulso al pequeño productor.

Se identificaron brechas significativas entre la visión ideal de un negocio integrado y las realidades actuales, subrayando la urgencia de una colaboración más estrecha y acciones concretas. En especial, llamó la atención durante el Congreso las oportunidades aun existentes de una mayor comprensión del negocio forestal desde las carteras ministeriales de Ambiente y Agricultura, considerando los anuncios realizados por las mismas en términos de la escalabilidad, integralidad y modelo de negocio, cifras y percepciones que denotan una limitante hacia el crecimiento de la red sectorial.

 Clústeres asociativos

Un punto culminante del congreso fue el foro sobre el desarrollo de clústeres asociativos y la superación de estereotipos culturales, basado en experiencias internacionales. Los participantes debatieron sobre la importancia de comprender los mercados internacionales y cumplir con estándares rigurosos para garantizar la competitividad y la sostenibilidad a largo plazo.

Juan Miguel Vásquez, director ejecutivo de Fedemaderas, enfatizó el potencial desarrollo de la red sectorial, subrayando la necesidad de una gestión pública que valore correctamente los aspectos de eficiencia, sostenibilidad y economía circular que brinda un encadenamiento entre el recurso forestal, la agroindustria y sus servicios ecosistémicos. Además, manifestó que es crucial promover una cultura de mayor consumo responsable entre quienes demandan productos maderables y derivados a nivel empresarial y gubernamental, bien sea por las compras eficientes de los gobiernos nacionales y subnacionales, por el empleo de energías renovables a partir de biomasa forestal o por el incentivo para mayores aportes en la construcción sostenible a partir de madera estructural.

“Esto implica concienciar sobre la importancia de la gestión efectiva del bosque natural y la conservación del medio ambiente a través de las plantaciones forestales comerciales, así como valorar los productos provenientes de fuentes responsables. De esta manera, se puede asegurar un equilibrio entre el desarrollo económico, la justicia social y la preservación de los recursos naturales de la red del recurso forestal”, precisó el director ejecutivo de Fedemaderas.

571 Views

Compártelo en redes

¿Cuál es tu reacción?

Emocionado
0
Feliz
0
Me gusta
0
No estoy seguro
0
Ridículo
0

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Comments are closed.

Más en:Ambiente